Vida en la tierra

Abono o abonado verde

¿Qué es? ¿Cómo se hace? Beneficios y dificultades.

Abono o abonado verde

Abono o abonado verde

También llamado proceso de Acolchado, el abono verde se puede crear cuando los restos de plantas son depositados en la tierra, ya sea enterrándolos o solo dejándolos sobre el terreno. Al hacer esto, las plantas muertas se incorporan a la tierra y empiezan a descomponerse. Se puede utilizar la arada o incluso el motocultor para hacer esto. Cuando este abono verde se incorpore al terreno que vamos a cultivar, debemos dejar pasar unas tres semanas para que acabe de convertirse en compost.

Beneficios del abono verde

Es una forma de crear humus natural en nuestra tierra.

Las plantas, al pudrirse, absorben el nitrógeno libre del suelo y por lo tanto, este nitrógeno permanece bajo tierra y no es expulsado al aire, como ocurre con la tierra desnuda. Solo comenzaría a expulsar el nitrógeno cuando la planta ya esté completamente descompuesta, pero antes de esto, será el momento ideal para incorporar un nuevo cultivo.

Con el abono verde mejoramos la calidad de nuestra tierra y su fertilidad.

Cómo hacer abono verde

Podemos utilizar:

  • Las plantas caducas. Restos de tomateras, de judías, girasoles, etc.
  • Malas hiervas. Pero siempre sin semillas, antes de que germinen. Cuando crecen las malas hiervas en nuestra tierra podemos cortarlas con una guadaña
  • Las arvejas o algarrobas, es decir, las plantas leguminosas, y también sus vainas, son muy buenas para crear abono verde y generar nitrógeno en la tierra. Puesto que se pueden cultivar en invierno, en primavera se podría hacer el abono verde.
  • La mostaza se utiliza como abono verde muchas veces, debiendo plantarse tras cosechar las patatas tempranas. Apenas salen las primeras flores de la mostaza, se entierran todas las plantas con la azada.
  • El trébol rojo también es muy utilizado como abono verde. otros vegetales (variedad de hojas y tallos, o ramas trituradas).

Hummus de la tierra

Capas de tierra. El humus se caracteriza por un color oscuro que señala su riqueza en carbono orgánico.